AML World Awareness Day 21 April 2019

¿Qué es LMA?

¿Qué es leucemia mieloide aguda (LMA)?

La LMA es un tipo de cáncer raro y agresivo de la sangre y la médula ósea. Se trata de la forma más común de leucemia aguda en adultos.

Normalmente, los glóbulos sanguíneos están formadas por células madre (células inmaduras) en la médula ósea, la parte interna y blanda del hueso. Una célula madre sanguínea se puede convertir en una célula madre mieloide o en una célula madre linfoide. Una célula madre mieloide en una médula ósea sana puede dar lugar a tres tipos distintos de células maduras que juntas conforman la sangre. Estas incluyen:

  • Los glóbulos rojos: aportan el color rojo a la sangre y son los responsables de llevar el oxígeno de los pulmones a todas las partes del cuerpo;

  • Los glóbulos blancos: combaten las infecciones y las enfermedades; y

  • Las plaquetas: ayudan a que se coagule la sangre y evitan el sangrado.

En la LMA, hay una producción anómala de uno o más de estos glóbulos sanguíneos en la médula ósea debido a ciertos cambios en el material genético (ADN). Estos se denominan anomalías genéticas. Estas células anómalas se llaman células de leucemia y pueden llenar la médula ósea y verterse en la sangre, donde se pueden propagar a las partes del cuerpo incluidos el cerebro, la piel, el bazo y las encías. Como consecuencia, la producción de glóbulos sanguíneos normales se ve afectada y la médula ósea no puede crear suficientes glóbulos sanguíneos sanos.

Los signos y síntomas más comunes de la LMA incluyen dificultad para respirar, tendencia a moretones, fiebre, debilidad e infecciones. Generalmente, la LMA se desarrolla rápidamente y empeora a menos que reciba tratamiento.

¿Qué causa LMA?

Con la LMA, no comprendemos totalmente por qué las anomalías genéticas hacen que un glóbulo sanguíneo sea anómalo. Sin embargo, ciertos factores de riesgo pueden aumentar la probabilidad de desarrollar la LMA. Tener uno o más de estos factores de riesgo no significa que usted desarrollará la LMA y alguien sin ninguno de estos factores de riesgo todavía puede desarrollar la LMA. Los factores posibles de riesgo para la LMA incluyen los siguientes:

  • Vejez (la LMA es más común cuando la gente se vuelve mayor, pero la LMA se puede desarrollar a cualquier edad).

  • Sexo (la LMA es más común en hombres que en mujeres).

  • Estar expuesto a una radiación de dosis alta o sustancias químicas tal como el benceno (un disolvente industrial) y algunos detergentes.

  • Haber tenido previamente quimioterapia o radioterapia para otros cánceres.

  • Fumar

  • Haber tenido anteriormente una enfermedad hematológica tal como el síndrome mielodisplásico.

  • Haber tenido un trastorno genético que estaba presente cuando nació.

La LMA no es una enfermedad hereditaria, no es infecciosa y no se puede transmitir de una persona a otra.

¿Qué pruebas podría hacer?

Se utilizan varias pruebas que examinan los glóbulos sanguíneos y la médula ósea para detectar y diagnosticar la LMA. Estas pruebas incluyen las siguientes:

Análisis de sangre

Esta prueba se utiliza para comprobar el número de glóbulos sanguíneos y también para buscar glóbulos sanguíneos anómalos empleando un microscopio. Un análisis de sangre anómalo puede sugerir un diagnóstico de leucemia.

Biopsia de la médula ósea

Se toma una muestra de la médula ósea del interior del hueso y se examina con un microscopio en busca de cambios en los glóbulos sanguíneos. Esta prueba se puede utilizar para diagnosticar la leucemia y para seguir la respuesta al tratamiento.

Estudios cromosómicos (citogenética)

Esta prueba se realiza para identificar cambios en los cromosomas. Los cromosomas son hebras de ADN organizadas dentro de las células que contienen el código genético. Normalmente hay 23 pares de cromosomas en la célula humana. En algunos casos, pueden haber algunos cambios cromosómicos en los glóbulos sanguíneos anómalos en la LMA. Identificar estos cambios cromosómicos puede determinar ciertos tipos de LMA, lo cual puede ayudar a los médicos a decidir sobre el tratamiento más adecuado.

Inmunofenotipificación

Esta prueba se puede usar para examinar las clases de proteínas (antígenos) en la superficie de las células anómalas de leucemia. Esto puede ayudar a determinar el tipo específico de LMA.

Estudios moleculares

Los cambios en la estructura y la función de los genes llamados “anomalías genéticas” podrían ser el motivo de que se desarrollen células anómalas de leucemia. Identificar estos, utilizando los estudios moleculares, pueden determinar el tipo específico de LMA.

No está solo

Hay varios recursos que están a su disposición. Estos pueden aportar información adicional en profundidad sobre la leucemia mieloide aguda (LMA) y ofrecen también apoyo.

Encuentre su apoyo local